Connect with us

Inmigracion

Inmigrantes reclaman la residencia permanente

Inmigrantes hispanos viajaron a Washington DC desde Long Island, Nueva York, y diferentes partes del país, para reclamar la legalización urgente de millones de indocumentados. (Fotos: Facebook / EFE)

Al grito de «¡Sí, se puede!», cientos de inmigrantes se concentraron frente al Congreso de Estados Unidos, en Washington DC, para dejar claro que no van a renunciar a su sueño de una reforma migratoria y que es hora de que los demócratas cumplan las promesas que llevan años haciéndoles.

La protesta que tuvo participación de grupos llegados desde Nueva York, Long Island y diferentes partes del país, duró unas cuatro horas. Comenzó en un parque cerca de la sede de una de una de las agencias del Gobierno estadounidense encargada de detener y deportar a inmigrantes; y terminó frente a la piscina reflectante del Capitolio de EE.UU., donde los activistas erigieron un escenario.

Por ese estrado pasó el líder de la mayoría demócrata del Senado de EE.UU., Chuck Schumer, en el que los inmigrantes indocumentados, entre ellos los portadores de DACA, TPS, asilados, etc, tienen la vista fija porque, en buena parte, de él depende la aprobación de una ley que permita regularizar a 8 de los 11 millones de indocumentados que se estima que viven en territorio estadounidense.

«¡Sí se puede!», dijo al subirse al escenario. Ese lema, que simboliza desde hace años la lucha por una reforma migratoria, retumbó en la jornada del martes en las voces de legisladores, como el senador neoyorquino Schumer, que se acercaron a la protesta y también resonó entre quienes sueñan con un futuro mejor desde hace años.

Schumer dijo que se había sentido «triste» y «enfadado» después de que el domingo la conocida como «parlamentaria» del Senado, que interpreta las reglas del proceso legislativo, determinara que los demócratas no pueden usar una maniobra legislativa para aprobar una reforma migratoria en solitario, sin los republicanos.

«¡Nunca olvidaré a los inmigrantes que han construido este país!», prometió Schumer, que habló en inglés a la multitud.

Sus palabras eran traducidas al español por Gustavo Torres, un activista por los derechos de los inmigrantes. Para movilizar a la multitud, Schumer intentó terminar su discurso con el lema: «El pueblo unido jamás será vencido».

Sin embargo, hizo una mala traducción del inglés y dijo «las gentes», ante lo que los manifestantes se mostraron un poco confundidos. Enseguida remedió el error y la colorida multitud, agitando banderas y pancartas, respondió levantando el puño y aplaudiendo.

Schumer dijo que se había sentido «triste» y «enfadado» después de que el domingo la conocida como «parlamentaria» del Senado, que interpreta las reglas del proceso legislativo, determinara que los demócratas no pueden usar una maniobra legislativa para aprobar una reforma migratoria en solitario, sin los republicanos.

«¡Nunca olvidaré a los inmigrantes que han construido este país!», prometió Schumer, que habló en inglés a la multitud.

Sus palabras eran traducidas al español por Gustavo Torres, un activista por los derechos de los inmigrantes. Para movilizar a la multitud, Schumer intentó terminar su discurso con el lema: «El pueblo unido jamás será vencido».

Sin embargo, hizo una mala traducción del inglés y dijo «las gentes», ante lo que los manifestantes se mostraron un poco confundidos. Enseguida remedió el error y la colorida multitud, agitando banderas y pancartas, respondió levantando el puño y aplaudiendo.

Por: Noticia Long Island

Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

NUEVOS TIEMPOS

Advertisement

Suscríbete con nosotros

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a nuestra web y recibir todas nuestras noticias.

Únete a otros 1.926 suscriptores

Siguenos en Facebook